Una de lluvia dorada

La llamada lluvia dorada es un auténtico placer para algunas personas. También se conoce como urolagnia y es un tipo de parafilia sexual o fetichismo que consiste en orinar sobre la pareja o parejas sexuales participantes en el encuentro. Las variedades son muchas y depende de la forma de encontrar el placer sexual en esta práctica que tengan los participantes. Hay quien se orinan sobre sí mismos mientras la pareja contempla el espectáculo, hay quien orina sobre su pareja, en este caso también existen diferentes preferencias, ya sea en la cara, en el cuerpo o len los órganos sexuales y, finalmente, hay quien encuentra el placer sexual orinándose tanto en sí mismo como sobre su pareja. En la lluvia dorada caben muchas posibilidades.

La orina es prácticamente estéril por completo, salvo en el caso de alguna infección, por lo que en realidad, y con las adecuadas prácticas de higiene necesarias para todo encuentro sexual, no tiene por qué suponer un problema para la salud de los participantes. Lo que sí se debe tener en cuenta es que, una vez liberada del cuerpo, la orina tiene mucha capacidad de atraer bacterias por lo que no resulta conveniente llevarla sobre el cuerpo mucho tiempo sin proceder a tomar una buena ducha.

Algunos de los consejos que se han de seguir para practicar la lluvia dorada sin ningún riesgo ni incomodidad para los participantes consisten en tomar mucha cantidad de agua durante las horas previas  a su práctica, evitar, por supuesto, las comidas copiosas y con alimentos con fuerte olor, como ajo o espárragos y, en cualquier caso, tomar una buena ducha antes y después de llevar a cabo la práctica. No hay que olvidar que mantener más de 30 minutos la orina sobre la piel puede ocasionar problemas importantes que con agua y jabón se pueden evitar.

Poner en práctica la lluvia dorada , por supuesto,  supone un alto nivel de complicidad con la pareja o con el grupo de personas con quien se pretenda realizar. un buen nivel de confianza y ceñirse de forma estricta a los criterios pactados antes del juego sexual resulta imprescindible para que todo el mundo se sienta cómodo y satisfecho con la realización de este tipo de parafilia.

Anuncios