Cómo ligar en una boda

Seguro que no es la primera vez que te invitan a una boda y te hace recordar que todavía estás soltero, la mayoría de tus amigos ya están viviendo en pareja y algunos, como los novios, ya se animan a dar el gran paso. Sin embargo, una vez que has desechado ese pensamiento, el objetivo es aprovechar el evento y disfrutar precisamente de ello, de tu soltería, así que el siguiente paso será localizar a los demás solteros y ver con cuál se puede ligar ese día.

Si tienes la suficiente confianza con los novios, puedes preguntarles directamente sobre quién ira a la boda y, en la medida de lo posible, que en la mesa que te pongan haya el menor número posible de parejas. Cuantos más solteros haya cerca, más posibilidades tienes de ligar con uno de ellos.

como-ligar-en-una-bodaLo principal es la apariencia. Debes ir con un traje o vestido que te favorezca y te haga sentir que, después de los novios, eres el principal protagonista.

Un buen momento para empezar a integrarse con los invitados es en el cóctel de bienvenida. Así irás conociendo quienes son los que están solteros y podrás empezar a derrochar simpatía y sonrisas para que alguno se fije también en ti.

Una vez que ha comenzado el banquete podrás comprobar los resultados de tu estrategia previa. Si coincidís en la misma mesa, será más fácil entablar una conversación, pero si no es el caso, tendrás que recurrir a otros trucos como bailar cerca o ir a pedir las copas al mismo tiempo para que coincidáis y lograr que salte la chispa.

Lo que no debes hacer nunca es dejar de pasarlo bien y de divertirte por tratar de ligar. Las bodas muchas veces nos sirven para ver a viejos amigos a los que hace tiempo que no veíamos y pasar con ellos un momento muy divertido. No renuncies a ello sólo por intentar conseguir un “rollito”. Además de perderte un gran momento, puedes dar la sensación de estar desesperado.

Tira la caña y espera a que alguien pique el anzuelo, pero si no ocurre, disfruta de la fiesta.

Anuncios