5 consejos para tener sexo en casa de tus padres

Cuando vives en casa de tus padres, el tema del sitio donde mantener relaciones sexuales se convierte en un punto importante a tener en cuenta. Hay diferentes posibilidades que pasan por hoteles, el coche en un descampado o por pedir a un amigo que disponga de casa libre que nos deje las llaves un rato.

Otra opción es que, como se nos muestra en algunos vídeo eróticos gloriosos, la madre y la hija, en unos caso, o el padre y el hijo en otros, dan la bienvenida a la familia como se merecen a la novia o al novio de turno.

Pero podemos hacerlo también en nuestra habitación, lo cuál te permite evitar posibles disgustos, como en el caso del descampado, ahorrarte unos € como en el caso del hotel… y además puede ser algo tremendamente morboso y excitante. Pero hay que tomar ciertas precauciones.

sexo-en-casa-de-tus-padresDependiendo de la hora y de las circunstancias, hay algunos consejos que se pueden poner en práctica para poder realizar sexo en casa de nuestros padres… sin que se enteren, claro está. Y por supuesto, sin que participen.

1.     Ver la televisión hasta muy tarde.

Podemos meternos en la habitación y ponernos a ver la tele de nuestro cuarto hasta altas horas, de modo que todos en la casa se hayan dormido. El volumen debería estar lo suficientemente bajo como para que les deje dormir, pero lo suficientemente alto como para tapar los ruiditos que provoquemos.

2.     Hacer que el sexo sea un juego tranquilo.

Que el sexo sea algo tranquilo de modo que no se organice mucho follón. Puede ser súper-excitante y tremendamente morboso y sexual.

3.     Hazlo en el suelo.

¿Quien ha dicho que el sexo es solo para la cama? Hay un montón de posturas que en el suelo funcionan perfectamente. Nos ahorramos los chirridos de la cama y los golpeteos del cabecero contra la pared.

4.     Poner Música.

Al igual que con el volumen de la tele, la música puede tapar ciertos ruiditos y además nos ayudará a relajarnos. El problema es que no oiremos si alguien se acerca desde fuera.

5. Hazlo en el armario.

La mejor forma de hacerlo en la habitación sin ser pillados es meterse en el armario y hacerlo allí dentro. La situación generada es tremendamente morbosa y se reduce mucho el riesgo de ser pillados.

Anuncios